[CGT-LKN VOLKSWAGEN] PAGAS POR OBJETIVOS Y DE RENDIMIENTO INDIVIDUAL, TODO UN CHOLLO PARA LA EMPRESA

Se acerca el fin del mes de febrero, fecha en la que la plantilla de Volkswagen Navarra S. A. cobraremos dos pagas. Nada más y nada menos que ¡dos pagas!, ¡en un mes!

Para CGT, lo de este año nos viene a recordar un anuncio de televisión en el que el niño recibe como regalo ¡un paaaaloo!, ¡un paaaaloo! Efectivamente, todo un año trabajando, dando lo mejor de nosotros, para eso, para que luego “nos den un palo”.

La paga de objetivos, la de los 514,50€, más congelada que un cubito de hielo, este año, al no cumplirse con los objetivos se ha quedado en216,74€, pero la Empresa, en un alarde de generosidad, o más bien diríamos de “vergüenza”, nos da 144,49€, llegando a los 361,23€, según manifiestan, porque nosotros no tenemos toda la culpa de que dichos objetivos no se hayan cumplido.

Pues claro que no tenemos toda la culpa. Es más, no tenemos ninguna culpa. Porque ha sido la empresa la que juega en todo momento con las producciones, y sobre todo con cómo se realizan, y lo de este año, no tiene nombre. Desplazamientos de pausa innecesarios, sábados voluntarios innecesarios, todo ello, a costa de dos días de bolsa para la plantilla fija.

Todas estas medidas, que constituyen un verdadero chollo para la Empresa, por trabajar con personal contratado con sueldos muchísimo más bajos que los de la media de plantilla fija, mientras esta debe días a precios altos, contribuyen a que no se alcancen ni los objetivos de productividad (al haber más gente, la productividad baja), ni los de calidad. Si a esto añadimos lo del Dieselgate, la mesa está servida.

Pero claro, todas estas medidas, sirven también para que los de siempre, los que le firman todo, también estas pagas, mantengan sus redes clientelares bien nutridas. Y son ellos mismos los que saldrán diciendo, que no le hacemos ascos a las pagas y que “por su culpa” las tenemos.

Sí, ellos son los culpables de que cobremos un dinero que en su día debió integrarse dentro del concepto de salario, lo que hubiese garantizado siempre la totalidad de la cuantía, y que se hubiese revalorizado con los incrementos salariales anuales si los hubiera, porque, tampoco en esto anduvieron finos. Recordemos que esta paga estuvo congelada durante años, y que llevamos ya algún tiempo con los salarios congelados.

Sin embargo, tenemos unas pagas, que, en un caso están ligadas a unos objetivos cuyos parámetros únicamente marca la Empresa, parámetros que son innegociables, que además son proporcionales a los días trabajados, penalizando a quienes han estado de baja, que le suponen como hemos dicho anteriormente, un auténtico chollazo. Haciendo un cálculo por encima, este año la Empresa se ha ahorrado más de 1.500.000 (sí, millón y medio) de eurakos, con la “tontería”, a pesar de su “generosa limosna”.

Y qué decir de la otra paga, en la que todo penaliza, que si rotas o no rotas, que si haces uno, dos o tres turnos, que si eres colaborativo, que si eres buen/a chic@ y eres puntual, no haces huelgas y te portas bien, que si haces o no desplazamientos de pausas (cuándo y como quiera la empresa), que si le caes bien al/la encargad@ (lo notaremos cuando instauren la entrevista personal de valoración), y lo que es más importante, que a los trabajadores que hayan tenido bajas les penaliza dos veces, la primera porque no puntúas si coges baja, y la segunda porque el importe total a pagar se ponderará con el factor de presencia.

Es que con estas pagas nunca se puede hacer planes, porque puede pasar como con el cuento de la lechera.

SALUD                                                                      Landaben, 10 de Febrero de 2016.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *